Cómo es visitar Nueva York en verano

La mayoría de los lectores que me conocen hace mucho tiempo saben que el verano no me gusta. Detesto el calor, me hace sentir mal y por eso nunca organicé un viaje para visitar Nueva York en esta estación. 

Además del tema clima está el problema de fechas y costos, para viajar junto con mi hija que está en edad escolar podría hacerlo sólo en las vacaciones de invierno y en esas semanas los precios de los vuelos son carísimos. Si se eligen otras fechas se puede coincidir con las vacaciones de ellos y entonces la gente se multiplica en todos lados.

Esas eran todas las contras que yo le veía para viajar en esta estación.



Pero hay que probar cosas nuevas, entonces este año me animé a ir en verano. Si quieren ver cómo surgió este viaje del NYAgain11 lo conté en este post.

 

VISITAR NUEVA YORK EN VERANO

ACTIVIDADES ESPECIALES DEL VERANO

El clima cálido, el verde de los parques, la duración del día, todas estas condiciones propician la multiplicidad de actividades al aire libre que en épocas frías como en otoño, verano y principios de la primavera no se dan.

Por ello la principal ventaja de ir en verano es la cantidad de eventos que tienen lugar al aire libre.

Estas son algunas de las actividades que pueden disfrutar en época veraniega en Nueva York:

  1. Pasear en Kayak gratis por el río Hudson.
  2. Hacer un picnic en el Central Park.
  3. Visitar una playa, Coney Island o Rockaway Beach.
  4. Disfrutar de una obra en el evento Shakespeare in the Park.
  5. Ir a un concierto de la Philarmónica de Nueva York en el parque.
  6. Ver una película en el Bryant Park.
  7. Tomar alguna de las rutas del NYC Ferry.
  8. Subir a alguna de las tantas terrazas de la ciudad.
  9. Comer en la feria Smorgasburg.
  10. Degustar distintos tipos de helados en diferentes barrios.

 

MI EXPERIENCIA VISITANDO NUEVA YORK EN VERANO

Como ya les dijera más arriba el verano no es mi estación, el calor me mata, pero tenía que probar una vez visitar Nueva York en verano. Así que aquí van las ventajas y desventajas, en mi opinión, que experimenté al viajar en esta época.

👍🏻VENTAJAS

Lo primero que noté y me asombró es que la ciudad en verano es totalmente diferente a otras estaciones. Tiene una vitalidad y una energía contagiosa que hace sentir que el día nunca se termina y se aprovechan muchísimo mejor el tiempo.

Al tener tantas horas de luz natural las actividades que pueden realizarse durante el día son múltiples y por eso es posible visitar más y tener la posibilidad de hacer más cosas que en un día de otoño o invierno.

Los parques están bellísimos, es ideal pasar un tiempo en ellos, ya sea recorriéndolos a pie, en bicicleta o sólo sentándonos en una de las tantas mesas que suelen haber para ver la gente pasar, desayunar o almorzar, y descansar un poco los pies.

Las terrazas en diferentes hoteles y edificios de la ciudad es otra actividad imperdible para realizar al atardecer y quedarse hasta que las luces comienzan a encenderse.

También poder participar del Us Open fue algo único y maravilloso, un torneo que tiene lugar sólo en verano como otros eventos deportivos.

 

👎🏻DESVENTAJAS

Obviamente que para mi la primera desventaja es la temperatura, si bien no tuvimos días de calor extremo, hubo dos o tres días de más de 30 grados con bastante humedad que hacía imposible de disfrutar las caminatas. Me sentí cansada por demás, cuando en otros viajes sólo lo siento uno o dos días, en esta ocasión estuve todo el viaje agotada.

Me llené de ampollas en los pies, los últimos días era un suplicio caminar, tenía apósitos pero nada servía…

Con la aprobación de la mariguana hay gente fumando en todos lados, detesto cualquier tipo de cigarrillo, y con el calor más, el olor a porro es insoportable sobre todo en Times Square y en plazas como Washington y Union Square, eso en invierno no se siente tanto.

Bajar al subte era un suplicio, parecía un sauna hasta que uno se podía subir a un vagón con aire. Por eso en muchas ocasiones optamos por caminar o directamente tomar un colectivo/bus para evitar el calor de los andenes.

Dicho todo esto disfruté mucho del viaje a pesar del cansancio y el calor. Hubo un momento que me enojé bastante conmigo misma por estar sin fuerzas y con dolores varios, en lo que compartí no se notó tanto, pero tenía ganas de hacer muchas cosas más que quedaron pendientes por no dar más del cansancio.

No va a faltar oportunidad para volver, esperemos que sea pronto! Pero eso sí, ahora volveré entrada la primavera u otoño/invierno nuevamente, el verano no es para mi 😅

 

Hasta el próximo!

Juli

Autor entrada: NY Again

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.